UNA TABERNA DE VERANO EN INTXAURRONDO

Abre el bar del gaztetxe Letaman en Intxaurrondo Viejo. Una amplia terraza y una diversa programación musical y cultural solo durante el mes de agosto

 

En el gaztetxe Letaman de Intxaurrondo hacía tiempo que habían puesto la propuesta encima de la mesa. Una vez flexibilizadas algunas restricciones por el coronavirus, un grupo de jóvenes entre 20 y 25 años ha decidido, al fin, llevarla a cabo y abrir una taberna de verano. “Somos gente con ganas de darle un poco de vida al barrio. Nos parecía buena idea empezar así”, explica June Mendizabal, una de las impulsoras de esta iniciativa que cuenta con una gran terraza que abre todos los lunes (de 17 horas a cierre) y sábados (todo el día) de agosto con una oferta que incluye djs, talleres variados, micro abierto y proyecciones, entre otras actividades. “Queremos crear una perspectiva nueva atrayendo a todo tipo de gente. Jóvenes, mayores, chavales… todo el mundo es bienvenido”, continúa su compañero Asier Acuña. “Todos los colectivos que lo deseen pueden venir aquí y montar lo que quieran. Está abierta a la ciudadanía”, insiste a su lado Oihane González, quien también forma parte del grupo impulsor.

El sol cae a plomo a la altura de Intxaurrondo 55, al otro lado del bidegorri que acompaña a las vías del tren. En una explanada estos veinteañeros han montado una barra a pie de calle con precios populares (kalimotxos a 2 euros, cubatas a 4,5 euros). Custodiados por unos llamativos murales, las mesas esperan a ser ocupadas por los primeros clientes de la tarde y los djs ajustan el sonido sobre una mesa de mezclas que decoran con una bandera comunista y otra con un arrano beltza patriótico en un fondo rojo. Pronto se escuchará a Las Vulpes y su conocida adaptación de The Stooges (“Me gusta ser una zorra”) así como otros sonidos escorados al hip hop.

La taberna empezó su andadura el pasado lunes 2 de agosto de la mano del colectivo musical Distopía Mutante. La filosofía subterránea y DIY del proyecto donostiarra encajaba como un guante en este espacio autogestionado donde todo el mundo trabaja de manera desinteresada. Los djs y artistas invitados tampoco cobran, pero a cambio tienen derecho a consumir bebida y comida. “Nuestro presupuesto es cero y saben que no tenemos mucho más que ofrecerles. Se están portando súper bien”, cuenta Asier. La inauguración fue un éxito. La terraza se llenó hasta la bandera, tanto es así que pilló por sorpresa a sus promotores. “Teníamos unos nervios del copón y fue la leche”, recuerda Asier. “Vino gente muy diferente, había un ambiente muy diverso y eso nos gustó. Muchísimas personas que no se veían desde hacía tiempo se encontraron. Fue muy guay”, relata Oihane.

La programación musical de este sábado 14 de agosto, desde las 12:30 horas, contará con estilos cercanos al Oi!, el reggae, el soul y el garaje de los años 60 con la participación de los pinchadiscos Johnny Falton, Nabarra del Bar, Naken Selktor y Marcos Carnaby. El día 21 la taberna de verano de Letaman cambia por completo de guion y recibirá la visita de Donostiako Piratak, que emitirá su programa de radio en directo. A continuación habrá una película, aún por decidir, que se proyectará sobre los graffitis de la pared del fondo.

¿Qué les habrá llevado a abrir los lunes? ¿No es un día extraño para embarcarse en una aventura de este tipo? “Es por temas de agenda, pero nos parece curioso que el día que muchos bares cierran podamos hacerlo nosotras”, responden. En un principio, la taberna de verano de Intxaurrondo -un barrio tan cerca y tan lejos de la playa- solo abrirá el mes de agosto. Llegan los primeros clientes: son unos vecinos en edad de estar jubilados que, por lo que cuentan, ya han estado otras veces. Oihane abandona la charla y se dirige a todo correr a la barra a atender a los señores.

Jon Pagola
[email protected]

Periodista, creo que cultural y musical. Y de lo que surja.

1Comment
  • Virginia
    Publicado a las 08:00h, 11 agosto Responder

    Seguro que todo el mundo puede ir? Con esa mierda de banderas que tenéis en la foto , seguro que si va alguien con una camiseta de España no puede ir , y esa pintada de “alde hendik” , por quién va? Lo siento mucho pero me parecéis unos corderos con piel de lobo . Yo a mi hijo y cualquiera de sus amigos les prohibiría ir ahí .

Publica un comentario